LinkWithin

http://mtvo-bcn.blogspot.com.es/

30 de setembre de 2011

BARCELONA...1854...Alfons Marcó Novell, El último herrero artesanal de Barcelona se jubila...SERRALLERÍA, CERRAJERÍA, EL BORN 28-09-2011.

MI VIDA Y MI HISTORIA



http://www.horacioguzman.com/




Foto obsequiada por el sr. Miquel Cartisano, de TotBarcelona, muchas gracias


El último herrero artesanal de Barcelona se jubila...






Alfons Marcó  Novell, bajará la persiana de su taller de la calle Agullers, donde se ha forjado el hierro desde 1854  Con él cierra un legado de tres generaciones...






Herreros en Barcelona hay muchos. Pero herreros como Alfons Marcó Novell, de aquellos que sangran la fragua como se dice en la jerga de la escoria del carbón y el hierro, quedan pocos en España. Tiene 66 años y en su taller de la calle Agullers los metales todavía se caldean, fuelle en mano: de cara al fogón.
Rejas, llaves antiguas, barandas, piezas de toda clase de hierro. El taller, de no más de 80 metros cuadrados, lo regentaba su padre, Alfons Marcó Creus. Y antes, su abuelo, Alfons Marcó Ros. Y antes, una retahíla de nombres que escapan de su árbol genealógico y que se remontan hasta 1854, cuando la herrería abrió sus puertas por primera vez.
Este año, el último Alfons Marcó él se jubila. En casa de este herrero, las cucharas de palo han sido sus dos hijas. Lo han hecho abuelo y merodeaban por el taller de niñas, tal como lo hacía él a sus 13 años cuando empezó la faena. Pero hasta ahí llegó la vocación del metal fundido. A ellas, como sostiene él, “no les ha tirado mucho el hierro”.
Pasar el testigo para que otros siguieran adelante el negocio, representaba poner en marcha una serie de reformas que desvirtuaban la esencia de su taller. Por ello esperará a finales de año para bajar la persiana y a partir de entonces se dedicará sólo a arreglos esporádicos.
Desde ahí ha visto cambiar a todo el barrio. Recuerda cuando ruedas de madera con una protección de hierro que él hacía eran moneda frecuente por las calles del Born. Antes de las estufas eléctricas, en las vísperas del invierno, instalaba estufas de carbón con tubos que salían por las ventanas y que hoy estarían prohibidas. “Era mucho el trabajo que se hacía cada año”, afirma.
A los 13 años esto del hierro no le gustaba nada, pero más de medio siglo después confiesa que le encanta reconstruir y fabricar piezas, para después poder decir: “Mira, lo he hecho yo”...



LA VANGUARDIA

http://www.horacioguzman.com/



CIERRA CON SU LLAVE...Y TRES GENERACIONES DE CERRAJEROS...ADIOS QUERIDO ALFONS.

13 comentaris:

Ricard ha dit...

Hola Trinidad.
Una verdadera pèna ver que oficios ancestrales como la herreria van desapareciendo.
La juventud no valora este tipo de trabajos y es dificil encontrar aprendices que permitan ver la luz a este arte.
Gracias por mostrarnos ambos lados de nuestra querida Barcelona.
Un abrazo.
Ricard

Ricard ha dit...

Hola Trinidad.
Una verdadera pèna ver que oficios ancestrales como la herreria van desapareciendo.
La juventud no valora este tipo de trabajos y es dificil encontrar aprendices que permitan ver la luz a este arte.
Gracias por mostrarnos ambos lados de nuestra querida Barcelona.
Un abrazo.
Ricard

Miquel ha dit...

fenomenal ¡¡¡¡¡¡ de lo mejorcito ¡¡¡¡ un abrazo.

Xavi ha dit...

Si es una pena, sí... Hay países como Alemania que mantienen el sistema gremial, y la verdad es que le da bastantes frutos, ya que le paro juvenil es bastante bajo.

El aprendiz desapareció allá por los 80s y las profesiones artesanales, base de nuestra cultura, se están yendo (si no se han ido ya) a pique.

Sólo nos quedarán reminiscencias en algún pueblo lejano de la gran ciudad...

Nostágica, pero gran entrada, Trinidad!

Mª Trinidad ha dit...

Si Ricard es una lástima que estos y otros oficios desaparezcan, los artesanos .
Un gran abrazo Ricard , gracias por tus hermosas palabras y solo nos quedará el recuerdo.
Abrazos.

Mª Trinidad ha dit...

Muchas Gracias por tus elogios Miquel.
Un abrazote.

Mª Trinidad ha dit...

Pues tambien lo podíamos hacer aquí, sería muy bueno que otras generaciones supiesen de estos artesanos y no quedasen en el olvido.
Muchas Gracias XAVI, y un buen FDS.

Josep ha dit...

Es una verdadera lástima esto de los oficios. Me uno a lo que dice Xavi, porque me acuerdo que hubo un momento que en una antigua fábrica de la calle Pere IV se unieron los presidentes de los gremios de varios oficios para formar una escuela artesanal. De allí conocí a unos profesionales que trabajaban en el arte del vidrio.
Por otra parte amiga mia, fijate que ya no quedan oficios ni viejos ni nuevos. Por decir alguno, ves algún lampista? algún señor que arregle una plancha? Estamos en un mundo de usar y tirar, y el dia que tengamos que reparar, no habrá nadie. El primer taller de electricidad cuando empecé a trabajar, el jefe no quería ningún aprendiz que no estudiara, y por los años 75 u 80 todo esto se fue al garete.
Perdón por la extensión.
Una abraçada.

Josep ha dit...

Mª Trinidad, te comento de nuevo para hablar de tu post porque me ha gustado mucho. Muy buenas fotos y un texto perfecto. Ahora ya he perdido el contacto acerca del Poble Espanyol, ahora ya no se como va, pero allí si que aun quedaban los artesanos de antiguos oficios. Te acuerdas?
Un beso.

Mª Trinidad ha dit...

Mi querido Josep:
Tienes todo mi blog para que hagas, opines todo lo que quieras, nunca dices nada que no sea para aprender y sobre todo muy coherente, sobre los oficios artesanales, en Sabadell, dos hermanos míos, cuando salían del colegio, con 8 u 9 años, iban a un taller a aprender de Torneros, Fresadores, con madera...
Los dos están en el cielo, José, se hizo tornero, y se fué a Toronto, Canadá, allá estuvo 40 años y cuando estaba ya jubilado, a Granada se fué , le dió un infarto...
El Francisco, estudió Ingeniería, trabajando, y ya sabes con 50 años...
Yo iba de pequeña a sus taller y veía lo que allí hacían.
Más o menos se de lo que hablo en primera persona, pero cuando me enteré por la vanguardia, fuí el lunes al Born, y ya has visto el post, con nombre y apellidos, hoy aparte de todo como está, un niño de 12 o 14 años, no le digas que vaya a un taller a aprender, te dirá que nanay, una cosa lleva a la otra y al final, es lo que está pasando todos los oficios se perderán poco a poco, lo mismo que la payesía y tantos y tantos oficios.
Ha sido un verdadero placer contestar a tus comentarios, y por ello te doy mis más sinceras gracias, con todo mi cariño.
Un beso de tu amiga virtual, hasta el 14 de octubre Mari Trini, Abrazos Josep.

Mª Trinidad ha dit...

A tu segundo comentario, en Poble espanyol, siguen haciendo los oficios de vidrería etc...hasta que se jubilen esos señores, o algún joven quiera dedicarse a ello.
Este verano estuve y siguen, y por muchos años...
Muchas Gracias Josep Besos.

Jaume Almirall ha dit...

Estupendo relato Mº Trinidad ,siempre nos sorprendes con los minimos detalles,,,,aun tuve la suerte de hacer unas fotos del lugar , desde fuera poco antes de cerrar ,por eso es tan valiosa para mi tu aportacion de este ultimo herrero de Bcn. Gracias ,,y sigo atento a tu Blog. Jaume A. Ah !! es para decirte que tengo PPs. de 62 "tiendas emblematicas" de la Ciutat , algunas ya desaparecidas,,,triste verdad !!

Mª Trinidad Vilchez ha dit...

Muchas gracias JAUME, por tu comentario, he estado enferma y por eso este verano no he podido publicar...Ahora estoy mejor pero no a tope del todo.
Un beso aporta todo lo que quieras que yo lo guardo siempre con cariño, el que te tengo y a tu señora, un beso a los dos, gracias.