LinkWithin

http://mtvo-bcn.blogspot.com.es/

23 de enero de 2011

BARCELONA, SANTS, SR.D. JOAN PEIRÓ I BELIS, 18-02-1887-----24-07-1942



MI VIDA Y MI HISTORIA


IZQUIERDA JOAN PEIRÓ, EN SU FÁBRICA DE VIDRIO EN SANTS...

JOAN PEIRÓ I BELIS.
SANTS 18-02-1887---PATERNA 24-07-1942.


Joan Peiró I Belis, fue fusilado el 24 de julio de 1942 en Paterna,Valencia.
Otro asesinato del régimen franquista, una injusticia tan enorme hacia este querido señor, humano y muy caritativo, un asesinato similar al del President Lluís Companys.
 Hacía tres años que se había acabado la Guerra Civil y seis desde que, en esa misma ciudad, el dirigente de la CNT había jurado, estallada ya la contienda, el cargo de ministro de Industria del Gobierno presidido por el socialista Francisco Largo Caballero, en el que también participaron sus correligionarios Federica Montseny y Joan García Oliver. Peiró, que tenía a la sazón 55 años, murió profiriendo a sus ejecutores: "¡Soldados, ésta es la justicia de Franco!".
 El caso de este olvidado personaje de la historia reciente de España encaja a la perfección en la noche temática que hoy dedica TV-3 a La justícia i el franquisme. El eje de la programación especial es un documental, Joan Peiró i la justícia de Franco, dirigido por Xavier Montanyà (Granados y Delgado, Winnipeg), que recupera la figura de este líder obrero, trabajador del ramo del vidrio, analfabeto hasta los 22 años, condenado a muerte por no renunciar a su ideario, aunque en la sentencia del tribunal militar que lo juzgó se escribiera que su delito había sido el de "adhesión a la rebelión".
El documental mezcla imágenes de archivo -de Joan Peiró hay muy pocas y ningún testimonio de voz, lo que Montanyà atribuye al talante discreto del dirigente, poco dado a la notoriedad- con declaraciones de personas de su entorno, como sus hijos Guillermina y Josep, su nieto Germinal Belis, su amigo Zacarías Esteban, que tiene 105 años y la memoria intacta; de gente que lo conoció en distintas circunstancias, como Isidre Guàrdia, miembro de la CNT que coincidió con él en la cárcel de Valencia, y de Rosa Coromines, perteneciente a una acomodada familia de derechas que testificó a favor de Peiró durante su irregular proceso judicial, al igual que hicieron una treintena de testigos de descargo, todos ellos bien relacionados con el régimen. El documental incluye una impagable entrevista a Adolfo Rincón de Arellano, jefe provincial de Falange en Valencia en 1942, que proporciona uno de los momentos más ilustrativos para entender el dramático final de Peiró. Montanyà explica que el caso de Peiró debería "servir para recordar que existieron miles de personas que fueron asesinadas en sus mismas circunstancias".
Vivimos en una época de recuperación de la memoria histórica reciente (exhumación de restos humanos en fosas comunes del franquismo, documentales y libros sobre las obras forzadas de los presos republicanos, peticiones de revisión de sentencias militares durante la dictadura, programas de televisión, tesis,...) Todo parece indicar que nos hallamos ante un cierta revisión de lo pactado en la llamada transición democrática de los años 70. 
Durante estos años ha habido francotiradores contra el olvido que han sido marginados en los ámbitos universitarios,  las tertulias y actos para minorías, el silencio casi generalizado de los grandes medios,... Ahora, nuevas generaciones de historiadores, escritores, cineastas, periodistas,... sin implicación directa en el proceso de transición del franquismo a la monarquía parlamentaria y con ganas de bucear en las aguas turbias y profundas de nuestro pasado airean documentos y testimonios que han sido acallados durante décadas.
Los ocho años de gobierno del Partido Popular y su intensa y eficaz dedicación al revisionismo histórico deberían abrirnos los ojos. El silencio y la amnesia son fruto de la represión y ésta, aunque se trate de autorrepresión, siempre favorece a los poderosos, a aquellos que más necesitan ocultar. El asesinato de Joan Peiró es uno de los casos que precisa de una mayor difusión.
La forja de un revolucionario
Joan Peiró nació el 18 de febrero de 1887 en el barrio obrero de Sants (Barcelona) Comenzó a trabajar, aún niño, en un horno de vidrio en el barrio vecino de La Bordeta. Posteriormente, y siempre en el mismo sector productivo, trabajó en Poble Nou y en Badalona. En 1907 se casó con Mercè Olives, obrera textil, y  tuvieron cinco hijos (tres varones y dos mujeres)
De su iniciación como activista sindical hay diferentes versiones, aunque él mismo la sitúa en 1906. Comenzó a tener importantes responsabilidades entre 1915 y 1920: secretario general de la federación local de sindicatos de Badalona (1915-1916), secretario general de la Federación Española de Vidrieros y Cristaleros (1916-1920), director de La Colmena Obrera   (órgano de los sindicatos badaloneses) y de El Vidrio (portavoz de los vidrieros federados)
Estuvo influenciado por el sindicalismo revolucionario francés (la Carta de Amiens y la CGT) y mantuvo contactos con activistas y publicistas de la CNT, pero no se vinculó a la CNT hasta 1918, después del congreso de Sants de la Confederación Regional del Trabajo de Catalunya. De su activa participación en este congreso destacan: la recomendación, no su aplicación dogmática, de la táctica de la acción directa sindical (resolución directa de los conflictos entre patronal y sindicato, sin intervenciones ajenas), la formación de sindicatos únicos (agrupación de los sindicatos de oficio en su mismo ramo o sector, cuestión en la que llevaba varios años trabajando en su sector, tras una serie de luchas fallidas) y su elección como miembro de la comisión de redactora de los estatutos de la CNT catalana.1
Su papel en el congreso de La Comedia (Madrid, 1919) de la CNT no será tan significativo. Se sumó a la defensa de las federaciones de industria, que fueron rechazadas y sólo se aceptaron comités de relaciones, aunque le correspondió al asturiano Eleuterio Quintanilla ser el portavoz...
Su historia es mucho más larga, en Wiquipédia, podéis ampliar toda su vida ...

9 comentarios:

Miquel dijo...

No conocía la historia....Gracies.

elia g. belis dijo...

pobre tio joan¡¡¡

Mª Trinidad dijo...

Muchas Gracias Miquel, con mucho retraso, lo siento.
Un abrazo y gracias.

Mª Trinidad dijo...

sí de verdad es una pena, pero hay que recordarlos a tod@s, es un deber y una obligación.
Muchas Gracias Elia, y un abrazo, ya que es la primera vez que te asomas aquí.
Un beso y gracias, Mari Trini

Mª Trinidad dijo...

Jolines ELIA, pero si acabo de ver que era familiar tuyo...
doble abrazo, tu tío se lo merece.

Julia dijo...

Gracias por recordar a un buen anarcosindicalista. Un beso

Mª Trinidad dijo...

Gracias a tí Júlia, un abrazo y muchas gracias...!!!

elia g. belis dijo...

hola¡¡ mi abuelo fue su secretario durante un tiempo, y mi bisabuelo fue concejal en badalona, me gustaria hablar contigo. elia, salud.

Mª Trinidad dijo...

Querida Elia:
Me parece estupendo que quieras hablar conmigo, envíame un mail, en el cual te pueda contestar, el mio está en el blog a mano derecha...
Un saludo.