LinkWithin

http://mtvo-bcn.blogspot.com.es/

16 de noviembre de 2010

BARCELONA VALLVIDRERA TRANVÍA Y FUNICULAR AÑO 1909.

MI VIDA Y MI HISTORIA.






La leyenda de esta fotografía señala lo siguiente: "vallvidrera. plaza de vallvidrera. febrero de 1929". La imagen es de autor desconocido, aparentemente.
Bombas en Barcelona 1938.
Plaza de Vallvidrera 1909
Señorones paseando por la estación de Vallvidrera 1909

Vallvidrera
La primera noticia del lugar se halla en un documento del año 987 y se refiere a la iglesia de Santa Maria de Vallvidrera que pertenecía, entonces, a la parroquia de Valldoreix. Se constituyó parroquia independiente en el siglo XIII, se construyó entre 1570 y 1587, fue restaurada en el s. XVIII y, a partir de la Guerra Civil, se cerró al culto.El emblema del escudo municipal está representado por una copa de vidrio y el madroño.
En 1888 decidió agregarse a Sarrià para hacer frente al pago de la carretera de Molins de Rei y, finalmente, se agregó en 1890, pasando toda su documentación al Archivo municipal de Sarrià.
En 1865 se construyó un pantano artificial el encargado del proyecto fue el arquitecto Elias Rogent.

En 1888 se construyó la carretera que lleva al Tibidabo.
En 1902 se construyó la carretera de las Aguas para conducir el agua hasta el Tibidabo.
En 1905 llegaba el tranvía eléctrico a Vallvidrera.
En 1906 se inauguró el funicular de Vallvidrera, el arquitecto del proyecto de las estaciones es: B. Conill.
En 1907 Heribert Alemany pidió permiso al Ayuntamiento de Sarrià para establecer un tren por la mina que conducía el agua de Vallvidrera a Sarrià, el Mina-Grot, que serviría de medio de transporte para llegar a la zona del pantano desde el pié del funicular. El señor Alemany quería crear una zona de esparcimiento y atracciones en la finca llamada de Can Sibina, propiedad, entonces, de Ramon Miralles, frente al pantano y entre Can Llavallol y Mas Sauró.
El parque se llamó “Lake Valley”, donde parte de la atracción consistía en la iluminación de la gruta dentro de la cual corría la vagoneta, con capacidad para 32 personas. El proyecto ofrecía, también, la iluminación del bosque y de Can Canut, estableciendo unos itinerarios con bancos para descansar y “trotoirs roulants” para circular. Hacía poco tiempo que la iluminación eléctrica se había instalado en la zona y ver los paisajes de siempre iluminados con luz eléctrica ofrecía, de por sí, una atracción. Por la misma razón el restaurante Eléctrico, de 1912, presentaba la misma satisfacción y así se ofrecía en su propaganda.
El Mina-Grot, proyectado por el ingeniero Carlos Montañés, empezó a funcionar el 13 de junio de 1908. Posteriormente una denuncia del director del funicular de Vallvidrera interrumpió su funcionamiento el 22 de julio y reanudó su servicio el 7 de agosto siguiente, después de un juicio que ganó la propiedad del Mina-Grot. En el mes y medio inicial había subido 30.000 personas.
De 1912 data la colonia Busquets de la que todavía permanecen la mayor parte de las torres, situadas en la plaza del Funicular, al lado de la carretera del Tibidabo.
En 1915 se construyó el Teatro de la Naturaleza que fue abandonado por falta de acústica.
En 1916 el tren de Sarrià llegaba a la estación de les Planes y el pequeño tren acabó su servicio. Todavía se pueden ver las dos estaciones del Mina-Grot cerradas con una verja de hierro, a lado y lado de la montaña.
La estación de les Planas lleva su nombre por el propietario Jaume Planas que cedió el terreno para construirla y posteriormente ha dado nombre a todo el barrio que comprende los sectores de: Mas Guimbau, Can Llevallol y Can Rectoret.
Historia:

Línea:

                En un principio, la estación modernista de Peu del funicular sólo albergaba el funicular y quedaba aislada del resto de las líneas del FSB que finalizaban en Sarriá. El recorrido para llegar hasta la estación se hacía a través de un tranvía inaugurado el 17-12-1906 que salía de Plaza Cataluña y seguía la línea de FSB hasta la estación de las tres torres, desviándose allí y subiendo por la calle Anglí (Todavía quedan restos de los postes en esta última calle.). Con una longitud de 2125 m. y con un servicio cada 20 minutos, este tranvía era conocido como tranvía del cinc (Su precio era 5 céntimos). Este servicio quedó cortado el 28-11-1916 hasta la calle Anglí (Al inaugurarse el tramo Sarriá-Las Planas) y fue suprimido definitivamente en diciembre de 1939.

El distrito de Sarrià Sant Gervasi ocupa 2.00,14 Hm2 de un territorio accidentado, en el sector más occidental de Barcelona. Lo atraviesa la sierra de Collserola, a cuyo lado sobresalen las colinas de: Sant Pere Mártir (399 m), Modolell, Monterols (121 m), y el Puget mirando hacia el llano de Barcelona, mientras que: Puig d’Olorda (436 m), Can Pasqual, Balasc, Espinagosa, Vallvidrera y Vilana se hallan en su vertiente occidental. Por encima de todos ellos se eleva el Tibidabo (512 m).

Para salvar este territorio tan accidentado y transportar el agua de la lluvia a los dos lados de la sierra, una serie de torrentes discurren la mayor parte enmascarados por la urbanización, siendo su trazado el que ha configurado la forma de las calles. De Sur a Norte y mirando hacia el llano se encuentra la Riera Blanca –actual c. J.V.Foix- que recoge los del Convento de los Capuchinos, Can Júlit, Can Mora que descendía por Can Caralleu. Riera Magòria o de Rabassa, a la que accedían las aguas de la Riera Gardenyes, con el brazo de Pomaret y Margenat, el torrente del Arc o de Sant Joan; más adelante el de Ballescà que acoge los brazos de Ganduixer, Bellesguard o Mandri; y la riera de Malla que recoge las de Castanyer, Frare Blanc y Maduixer. Por la parte occidental de la sierra discurren las rieras de Vallvidrera o Rierada que tiene curso de aguas permanente.

En medio de este enclave se encuentran los antiguos pueblos agregados de: Vallvidrera anexionada a Sarrià, en 1890; Santa Creu d’Olorda, dividido y, agregado en parte a Sarrià, en 1916;
Sant Gervasi, agregado a Barcelona, en 1897 y Sarrià que fue agregado a Barcelona, en 1921.


                El funicular de Vallvidrera es uno de los pocos que existen en España de este medio de transporte. Este funicular se encuentra a unos 2 Km. de otro funi, el del Tibidabo, el primero construido en España y de propiedad privada, aunque parece que dentro de poco será renovado y pasará a ser de titularidad pública. También se encuentra a unos 8 Km. del funicular de Montjuïc.
                El funicular de Vallvidrera fue construido para atender a un barrio, el de Vallvidrera, situado en la Sierra de Collserola, pero pronto a este cometido se le unió el interés turístico, ya que al barrio de Vallvidrera hay que unir las excelencias de Collserola, pulmón verde del área metropolitana de Barcelona.
                El 3/10/1906, el Estado otorgó al ferrocarril de Sarriá a Barcelona (FSB) una concesión para la construcción de un funicular desde la carretera de Vallvidrera a Vallvidrera. Éste se inauguró 21 días después con una tensión de 600 v. y un ancho de 1.000 mm.
                Los resultados desde los primeros momentos fueron buenos, pero el 3 de junio de 1908 se inauguró el ferrocarril de Mina Grott. Era un pequeño ferrocarril que discurría por terrenos de un particular y que suponía una seria competencia. Este ferrocarril propiedad de Carlos Montañés no tenía concesión del estado (Ancho 600 mm. y capacidad para 32 viajeros), y utilizaba un túnel de una mina de agua que llevaba agua hasta Sarriá. Tenía final cerca del pantano de Vallvidrera. Para FSB suponía una seria competencia, y empezó a presionar para el cierre de ese ferrocarril, consiguiéndolo a principios de 1909. Posteriormente se llegó a un acuerdo jurídico entre ambas empresas.
                El estado concedió al Mina Grott una concesión provisional por Real Decreto 9/8/1909, obligando a Carlos Montañés a pedir la concesión de un ferrocarril entre Sarriá y Las Planas en terrenos de propiedad pública. Por R.D del 27/10/1910, se le autorizó a Carlos Montañés la construcción de dicho ferrocarril, y el 17/6/1911 compró a través del testaferro Sr. Compte (Agente de cambio y bolsa) y con el dinero del empresario estadounidense Frank Pearson (Personaje importantísimo en FCC) la empresa FSB propiedad de Tranvías de Barcelona. Así, el 1/4/1912 se creó la sociedad Ferrocarriles de Cataluña S.A. (FCC) con un capital de 12 millones de pesetas. FCC tenía la intención de seguir la línea desde Sarriá a Sabadell y Terrassa. Las obras se iniciaron el 5/12 entre Sarriá y Las Planas y el Mina Grott se clausuró definitivamente el 28/11/1916, al llegar FCC hasta Las Planas.
                Por lo tanto, el Funicular de Vallvidrera que había sido propiedad de FSB, pasó a ser de FCC, y Carlos Montañés a través de Frank Pearson consiguió el control del funicular y de FSB, aquella compañía que quiso eliminar su pequeño ferrocarril.
                Los comienzos de FCC estuvieron marcados por alianzas y maniobras de accionistas e intereses, muy complicados y largos de explicar. FCC fue desde el principio una empresa adelantada, como lo demuestra el uso de automotores eléctricos, el ancho de vía 1.435 mm., la calidad de sus servicios o el amplio plan de renovación llevado a cabo durante la postguerra.
                Durante los años 70, gracias a la cada vez mayor crisis financiera, aquellos trenes e instalaciones, que tantas atenciones habían tenido, pasaron a estar en un estado deplorable. FCC pidió en 1975, debido a sus graves problemas financieros, un aumento de tarifas o subvenciones de las que recibió una respuesta negativa. El 21-2-77 los obreros pidieron en comisión al ayuntamiento que se hiciera cargo de la explotación, a lo que se negó. Dos meses después (entre el 17-4-77 y el 27-4-77) los empleados iniciaron una huelga con unos servicios mínimos que fueron atendidos por el segundo batallón de ferrocarriles del ejército. El estado obligó a FEVE el 14-6-77 a hacerse cargo provisionalmente de las líneas, anunciando tres días más tarde en una nota de prensa la supresión del servicio para el día 30-6-77.
                En el BOE del 27-12-77 se confirmó el traspaso de las líneas de forma provisional a FEVE, mientras que Obras Públicas, Diputación de Barcelona, Ayuntamiento de Barcelona y la Entidad metropolitana discutían un régimen de explotación.
                La Generalitat de Cataluña pidió el traspaso de FCC y el Estado la obligó a pagar 291.000.000 ptas. a FCC, por el rescate de sus concesiones, a pagar en anualidades hasta el año 2010. Entonces, y por Real Decreto (26-7-78) la Generalitat se hace cargo de la explotación y a partir de octubre de 1978, FCC pasa al departamento de Política territorial y obras públicas de la Generalitat.
                Por último, por decreto del Consejo consultivo de la Generalitat se crea la entidad Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya, FGC (3-9-79), que es la propietaria actual de FCC y del funicular de Vallvidrera.
                A pesar de todos estos sobresaltos, el funicular de Vallvidrera siempre ha tenido una vida bastante tranquila.

2 comentarios:

Miquel dijo...

interesantes fotos...de verdad ¡¡¡

trinidad dijo...

Muchas Gracias, me alegro que te gusten ...parece mentira esos caminos y todo tan despoblado habrían cuatro casas de ricos y era donde veraneaban a las afueras de Barcelona y ya ves un siglo después está todo unido y a tiro de piedra.
Un abrazo Miquel, eres muy amable.
Mari Trini.